sábado , 20 julio 2019
Inicio » Local » Bailén vive una jornada llena de simbolismo religioso

Bailén vive una jornada llena de simbolismo religioso

La Virgen de Zocueca es coronada en la tarde del 6 de mayo de 2017.

Afirman  los organizadores que fueron 4.000 los devotos  que se congregaron en el paseo de las Palmeras de Bailen para presenciar un rito llamado coronación diocesana o  canónica de la imagen de la Virgen de Zocueca.

Este acto ha estado precedido durante mucho tiempo  de actividades litúrgicas y procesiones por las distintas calles de la ciudad, adorno de balcones, conferencias y otros actos previos hasta que llegó el sábado 6 de mayo cuando a eso de las 8 de la tarde llegaba la imagen de la Patrona a hombros de sus costaleros luciendo un nuevo manto  sufragado por los Hijos de Bailén .

En el amplio escenario  instalado para la ocasión   aguardaba  el Obispo de la diócesis de Jaén, D. Amadeo Rodríguez Magro,  acompañado del deán  de la catedral y un buen numero de sacerdotes y eclesiásticos

En la tribuna preferencia seguían el acto religioso autoridades locales, alcalde corporación municipal e invitados.  El obispo de Jaén, mencionó lo privilegiado que se sentía al ser el encargado de la coronación y excusó la ausencia del anterior obispo Ramón del Hoyo,  a quien le  ocupaban otros comprcartel-coronacionomisos. << Este es uno de los actos mas queridos de la vida de un obispo, desde ahora, cuando cuente cosas, diré que un día tuve la suerte de coronar  a la Virgen de Zocueca>>

Acto seguido, tras ensalzar humildad  de la Virgen  y exaltar la devoción  y relación  histórica entre Bailén y la imagen  de la q
ue dijo que es << reina y señora de todo lo creado  inseparable de la realeza de su hijo >> según la enscoronacioneñanza de la Iglesia Católica Romana,  el prelado procedió al rito de la colocación de la corona sobre la imagen.

Cabe recordar que La Coronación Canónica es un rito litúrgico católico originado en el siglo XVI que se incorpora plenamente al rito romano en el XIX  cuyo objetivo es resaltar la devoción por una advocación mariana, bien por la devoción que suscita en su zona geográfica  o por motivos históricos.

El acto concluyó con una  procesión por el centro de la ciudad  con himnos y vítores y el acompañamiento de  damas de mantilla,  representantes de cofradías y asociaciones religiosas y seculares, autoridades locales , invitados y pueblo en general.

  • redaccion.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.